Categorías
Incategorizable

Propósito: Uno o muchos

Estoy en un proceso de aprendizaje. Y sobretodo, de desaprender viejas cosas que ya no me sirven.

Vengo de un burnout muy fuerte en mi vida emprendedora. Pase por muchos estadios. Incluso pidiendo ayuda a profesionales de la salud.

Mi cuerpo me venía hablando por mucho tiempo. Lo que me empezó con una simple acidez estomacal cada tanto, se transformó en algo recurrente y fuertes dolores de estomago por mucho tiempo.

A cada medico que consulte me decia: es estress. No lo creí. Me resistí. Y el cuerpo mas me hablaba.

Por varios meses me sentía muy cansado y con una inersia a no hacer nada. Lo cual lo volvía todo peor.

Luego de probar muchas «dietas» en mi comida, me di cuenta de por ahi no venia. Era mental. Eran la forma en que estaba mirando el mundo.

Y eso que lo habia leido en un sin fin de libros. Pero una cosa es leerlo, escucharlo, y otra es realmente vivenciar el momento.

El aprendizaje me quedo mucho más marcado. Y este viaje, que pensaba que era algo con un fin a corto plazo, me di cuenta que es un proceso continue.

Y a más me amigo con la situación. mas me doy cuenta de que me pase varios anos buscando EL propósito. Ese único propósito en la vida para lo que vengo al mundo. Pero… Y si hay multiples propósitos?

Esto escribí hace un tiempo en mis notas:

Los seres humanos somos complejos. Hay muchísimas cosas que no podemos entender. Entonces… que pasaría si en vez buscar desesperadamente ese UNICO propósito, de escuchar tantos gurúes diciendo BUSCA TU PROPOSITO y SE FELIZ, te relajas de tanta búsqueda. Respiras. Y con la tranquilidad y perspectiva suficiente, empezas a aceptarte. Y aceptar el mundo.

Y aceptas de vivir con multiples propósitos, de acuerdo a cada area de tu vida, pero sin darle mucho la vuelta, sin complicarte pensando tanto.Sino más en el presente. De darte esa posibilidad única que tienes de vivir desde el ahora. Observando. Contemplando esto.

La liberación que me permitió esta reflexion es increíble. Era tan solo el enfoque. El querer ponerle presión a una sola cosa para que salga, cuando en realidad la respuesta estaba en la NO presión. En el dejarlo ser.

No busques UN proposito para SER. Ya lo sos. Y como ser humano que eres, tienes muchos propositos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *